“No book worth its salt is meant to put you to sleep, it's meant to make you jump out of your bed in your underwear and run and beat the author's brains out.” ― Bohumil Hrabal

miércoles, 11 de mayo de 2016

Recordando mis mejores lecturas: "Álex" de Pierre Lemaitre


Álex


Grijalbo 2013

Pierre Lemaitre dijo que sólo escribía libros que habría querido filmar el mismísimo Hitchcock. ¿Un José Mourinho de la literatura francesa? Normalmente este tipo de afirmaciones no hacen más que desalentarme de la lectura. Sin embargo,  en este caso, las muy positivas reseñas que vi en diferentes blogs hicieron que le diera una oportunidad. Y ahora creo que Lemaitre tiene toda la razón. Y qué pena que Hitchcock ya no esté aquí para filmar “Álex”...

Una noche de septiembre en París secuestran a una chica. El secuestrador la golpea brutalmente, mete en su furgoneta y lleva  dios-sabe-adónde. Allí la mete en una jaula demasiado pequeña para que pueda ponerse de pie, la cuelga de una soga,  y deja a la chica para que se muera. Pero no sabe que Álex Prévost es un hueso duro de roer…

El secuestro  fue visto por un vecino que, sin embargo, no puede aportar más datos. Sólo que se trata de una chica muy, muy guapa – parece que ser guapo tiene sus desventajas. La policía inicia una búsqueda sin saber a quién están buscando.  Al frente de la investigación se pone, muy a su pesar, el comisario Camille Verhoeven de 1.45 m de estatura (¡no se fuma en el embarazo! o te salen enanos), que sigue sin poder superar el secuestro y la muerte de su mujer 5 años antes. Es meticuloso, directo y, si hace falta, hasta brutal. Le ayudan el riquísimo Louis en sus trajes de Armani y el super-rata Armand. A pesar de apenas disponer de pistas y sólo un testigo, dan con el secuestrador. Éste, huyendo, se tira de un puente y muere bajo las ruedas de un camión. La chica se queda sola en la jaula, rodeada de ratas cada vez más audaces y hambrientas… ¿Pero quién demonios es ella? Cuando la policía encuentra la jaula, está vacía. Y nadie presenta ninguna denuncia, como si nada hubiera pasado… Pero sí que pasó, y mucho.  Tanto y de tal manera, que no sabemos quién es la víctima y quién es el verdugo… Álex resulta ser no sólo una mujer bella sino también muy inteligente, astuta y decidida a perseguir sus objetivos.

Un suspense sigue al otro, hay por lo menos tres grandes giros de acción. Lo que al principio parece ser una simple historia de un secuestro- motivo muy popular en las novelas policíacas- se convierte en un sofisticado thriller. Los sentimientos del lector hacia la protagonista son, como poco, encontrados- se pasa de la pena a un enfado monumental, para acabar en admiración y ganas de darle la enhorabuena por cumplir su plan a pesar de todos los obstáculos. La imprevisibilidad y estupefacción en las que deja varias veces al lector son los mayores fuertes de la novela – cuando ya todo parece ser obvio, el autor gira los acontecimientos de  tal manera, que nos quedamos realmente boquiabiertos.  Lo único seguro es que nada es seguro. Ni siquiera quién  de verdad es la víctima y quién el criminal- las fronteras entre los dos van borrándose mientras avanzamos hacia el final. El lector tiene la impresión de que el autor está susurrándole al oído: mira bien; vuelve a mirar. Porque más o menos en la mitad de la novela todo lo que sabemos acerca de Álex resulta ser totalmente irrelevante. Con cada peluca que tanto le gusta llevar, la señorita Prévost se convierte en otra persona. Y el lector es uno de los muchos  seducidos y embaucados.

La lectura de Álex se la recomiendo a todos los que de un thriller esperan algo más que pura adrenalina y entretenimiento. Os aseguro que Lemaitre os engañará varias veces, jugará con vuestra empatía. Os sorprenderá. Y al final os dejará con un gran dilema moral, riéndose maliciosamente. Y os encantará.


17 comentarios:

  1. Coincido en que es una de las mejores novelas que he leído. Yo ahora estoy con la tercera parte de esta saga. Besos

    ResponderEliminar
  2. Tengo que empezar por Irene cuanto antes. De este autor sólo he leído Vestido de novia que me encantó.
    Besos

    ResponderEliminar
  3. La leeré en breve y me apetece muchísimo
    Besos

    ResponderEliminar
  4. No tiene mala pinta, pero lo dejaré para más adelante. Un beso.

    ResponderEliminar
  5. No sé, a mí eso de que se rían en mi cara no te creas que me mola mucho.
    La frasecita del autor sí es de sobrado aunque si luego resulta que tiene razón se le medio perdona.
    De este autor leí Vestido de novia. Me gustó pero el final me pareció cogido con pinzas.
    Y muy asfixiante.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y sí, ser guapo y estar bueno es una clara desventaja, siempre son los primeros en morir asesinados en la ficción. Alguna ventaja teníamos que tener los demás.

      Eliminar
  6. Me encantó, el mejor thriller que he leído. Esos giros y como nos despista y nos sorprende. Increíble. Leí no sé donde que finalmente la van a llevar al cine.
    Un besote.

    ResponderEliminar
  7. Coincido en que es una de las mejores novelas que he leído, como me dio la vuelta el autor a la historia en cada parte...
    Un beso

    ResponderEliminar
  8. Me encantó esta novela y creo que Irène me gustó aún más. Pierre Lemaitre ha revolucionado la novela policíaca, la ha dotado de una originalidad que ya costaba encontrar. Y no sólo la novela policiaca, "Nos vemos allá arriba", su novela sobre la Primera Guerra Mundial con la que le dieron el Goncourt, es genial.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  9. Alex es brutal, desde luego también está entre esas lecturas que siempre recuerdo como inmejorables.
    Un beso

    ResponderEliminar
  10. alec es el mejor de la serie, y hoy que reseño la última en el blog y los he leído todos, lo puedo decir bien alto. Me encantó, sorprendió y me pareció muy efectiva en su trama y sus formas
    Besos

    ResponderEliminar
  11. Te leo de puntillas pues es una de mis lecturas actuales, después de Irène me quedé con ganas de seguir con el comandante :)
    Besos!

    ResponderEliminar
  12. De Lemaitre solo he leído "Vestido de novia". Me gustó especialmente el principio, por ese no saber sobre qué terreno pisamos, sensación que por lo que cuentas también está presente en este libro. No soy muy de thriller pero creo que podría repetir con el autor. Creo que este libro es parte de una trilogía y que aquí en España se publicó este que es el segundo antes que el primeo, o algo así. Indagaré si los leo el orden a seguir.
    Besos

    ResponderEliminar
  13. A todos os gustó mucho y a mí ni fu ni fa... Y mira que me gustan los thrillers... Pero éste me costó bastante.
    Besos.

    ResponderEliminar
  14. Ésta también te la había apuntado antes, Agnieszka, y ¿sabes?, acaba de llegar! Tengo 'Irene' para comenzar. Por lo que confirmas, me estoy perdiendo algo interesante, por más que el policial no sea un género de mi agrado.
    Un beso!

    ResponderEliminar
  15. No lo tenía a don Álex. El thriller no es mi género, ni Hitchcock, ni muchísimo menos el infumable Mou (!)(No ha dirigido esta temporada, ¿dónde irá a hacer daño -y dinero- en ésta que inicia?).
    Pero tu reseña me ha dejado con curiosidad, y si lo pones en tu lista de "Mejores lecturas", bueno, pues, suma.
    Besos y gracias.

    ResponderEliminar