“No book worth its salt is meant to put you to sleep, it's meant to make you jump out of your bed in your underwear and run and beat the author's brains out.” ― Bohumil Hrabal

viernes, 4 de diciembre de 2015

Bella gerant alii, tu, felix Austria, nube!


Todo nos va bien

Arno Geiger

Aleph 2006

                      

Viena, primavera de 2001. Una vieja casona, el pasado se mezcla con el presente. Philipp Erlach acaba de heredar la casa de sus abuelos en un suburbio acomodado de la capital de Austria. Parece que su presencia despierta lo que hasta ahora Philipp ha logrado esquivar: la historia de su familia.

            En 1938, cuando las tropas de Hitler marchan por las calles de Viena, Alma y Richard, los futuros abuelos de Philipp, tienen dos hijos: Otto e Ingrid. 7 años más tarde queda solo Ingrid. En aquella primavera de 1945 un chico de una familia obrera deambula por las calles bombardeadas de la ciudad junto con el último grupúsculo de Hitlerjugend, intentando defender Viena de las tropas rusas. Se llama Peter. Pronto conocerá a Ingrid, se enamorarán y querrán casarse. Pero Richard, miembro del gobierno del país, estará en contra del matrimonio entre su única hija y un pordiosero cuyo padre está en la cárcel por su pasado nazi. Ingrid se va de casa y la familia se rompe. Cuando en 2001 Philipp se encargue, muy a su pesar, de la venta del inmueble, tendrá que enfrentarse a todo lo que lo ha llevado a ser tal y como es.

En la novela de Geiger se escuchan los ecos de la fascinación por Hitler y de las antiguas rebeldías de la juventud ahogadas por la hipoteca y créditos al consumo.  Se empieza a hablar del amor libre. Presenciamos la revolución del papel de la mujer en la sociedad, pero los fundamentos del matrimonio de Alma y Richard no se tambalean a pesar de las infidelidades del marido. Tras la puerta del baño su hija adolescente oculta un aborto. Alma es incapaz de comprender que Ingrid tenga sueños distintos a los suyos y esté determinada a no repetir la vida de su progenitora. También Richard se va alejando de la niña de sus ojos.

Seguimos las vidas de tres generaciones de la misma familia, cuya falta de harmonía refleja el caos político y social que experimentó Austria después de la IIGM. El autor no sólo retrata el mundo construido sobre las ruinas de una realidad sometida a Hitler, sino que también analiza cómo las decisiones de los antepasados influyen en el día a día de los que viven aquí y ahora. A Philipp no le interesa el pasado, no se arrepiente de no haber preguntado a sus abuelos por sus experiencias, de no haberles hablado sobre lo que vivieron. Rodeado por sus objetos personales, marcados por la historia que los definió, parece no entender el lenguaje con el que éstos le hablan. Por eso es tan simbólica la mugre que Philipp encuentra en el ático de la casa de sus abuelos, donde anidaron decenas de palomas llenando el espacio con sus desperdicios. Resulta que gran parte de los episodios de la vida de sus familiares también están llenos de suciedad. Philipp actúa como si las palomas no fueran su problema. De la misma manera aborda la historia de su familia fingiendo no tener nada que ver. Tiene que madurar para poner orden en su casa, literal y metafóricamente. No obstante, no se debe limpiar u ordenar en el ardor del momento. De lo contrario nos arriesgamos a tirar a la basura lo que puede resultar importante, formar parte de nosotros mismos aunque perteneció a los que ya murieron. Corremos el riesgo de deshacernos de alguna herramienta imprescindible para poder comprendernos a nosotros mismos.  Como consecuencia, Philipp tiene que decidir si la casa de sus abuelos es solo una casa o la casa, y si permitirá que el presente borre todas las huellas que llevan hacia el pasado.

Todo nos va bien no pertenece al amplio grupo de novelas que buscan el agrado de sus lectores. Con la historia y personajes que brillan con diferentes tonos de gris, el libro de Arno Geiger nos deja con numerosas reflexiones y preguntas por contestar. Muy recomendable.
 

 

27 comentarios:

  1. Nos deja con preguntas, no sé yo. Espero que no ahonde mucho en el tema guerra y se centre más en la post. Me parece una buena historia para descubrir.
    Besos

    ResponderEliminar
  2. Creo recordar que sólo un capítulo se desarrolla durante los últimos días de la guerra, pero referencia a ella son numerosas- no podría ser de otra manera en una saga familiar centroeuropea del siglo XX. La novela es muy buena- profundiza en el tema de las relaciones familiares, los protagonistas son nada ideales. Besos

    ResponderEliminar
  3. En mi caso como sabes no leo casi nada que roce ni de lejos tema de guerra. Ni guerras civiles, ni guerras mundiales ni nada. Estos días estoy leyendo una biografía de Cortazar que acaba de salir. Me esta gustando mucho, me encanta Cortazar, y casi más que sus libros, el personaje, París, la bohemia, el misterio de sus cuentos, en fin. Luego me he comprado un libro muy especial que descubrí hace una semana, y que parece que está escrito para mí. "En un metro de bosque", seguro que lo disfrutaré.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esto no va directamente de las guerras, más bien de cómo los antepasados influyen en nosotros, incluso si apenas los conocíamos. Una novela de dilemas.
      Ya me contarás de Cortázar y de "En un metro de bosque". ¡Disfrútalos!

      Eliminar
  4. Una nueva tentación para mi, un tema que me interesa mucho por la época y por la evolución de las generaciones y su manera de percibir el pasado.

    Abrazos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es una novela muy interesante, creo. Sobre todo por su ambientación, poco popular en España.
      besos

      Eliminar
  5. Hace un montón de tiempo que no leo una saga familiar, y mira que me gustan. Aún así, no sé, este libro no me termina de llamar, quizás no sea mi momento para volver a la II Guerra Mundial, que eso va por rachas. 1beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La guerra no es el tema central de la novela que trata de las relaciones intergeneracionales.
      besos

      Eliminar
  6. Zaciekawiłaś mnie, lubię takie sagi rodzinne. Już chciałam napisać, że pewnie w Polsce tej książki nie wydano, ale niespodzianka - jest :) Chętnie przeczytam.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Czytalam to wlasnie po polsku. Mam jeszcze 2 inne powiesci tego autora wydane przez Swiat Ksiazki w cyklu Mistrzowie Prozy, obok takich nazwisk jak Grosman, Morrison, Ulicka czy Kadare. Polecam!

      Eliminar
  7. Esta vez no me voy a animar. La época en la que está ambientado no es de mis preferidas. Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No fue la mejor época en la historia de la humanidad, seguro.
      besos

      Eliminar
  8. Ya sabes que a mi este tipo de libros de historias familiares me encantan así que anotado que no lo conocía
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Espero que te guste. Es una saga familiar diferente.
      besos

      Eliminar
  9. Me llamaba la atención lo de que sea familiar, se me antoja leer algo como eso pero lo histórico me echa para atrás ^-^" Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En cada saga familiar hay algo de historia. No es una novela únicamente sobre la IIGM.
      besos

      Eliminar
  10. No me importaría leerla creo que me puede gustar.

    ResponderEliminar
  11. Pues me gusta tu propuesta. Pinta bien y esto de las historias familiares me suele convencer.

    Un beso

    ResponderEliminar
  12. Me gusta. Porque creo que los libros están para plantearnos preguntas. Somo nosotros los que tenemos que atinar las respuestas si acaso somo capaces de ello. Las relaciones familiares son un filón inagotable en la literatura, por su complejidad y porque cada uno en su medida puede verse reflejado. Me interesa también el contexto histórico en el que se desarrolla, porque creo además que no toca las consecuencias más obvias de esa época.
    Gracias por la recomendación.
    Besos!!

    ResponderEliminar
  13. pues no suena nada mal, creo que lo anoto
    besitos

    ResponderEliminar
  14. Bueno, como supondrás, es un libro que me parece algo duro pero leyéndote veo mucha solidez y me encantan las sagas familiares, me gusta lo que cuentas de esta y me has convencido del todo

    ResponderEliminar
  15. Hola Agnieszka.
    Mis impresiones van un poco en la línea de Laura (U-topia) me fascina asomarme a esas historias, en donde el paso del tiempo deja su impronta en las personas y las cosas. Y además tengo muy buenos recuerdos de Viena! :)

    ResponderEliminar
  16. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  17. Tiene buena pinta. Eso de sagas familiares a través de la cual vemos la sociedad, política e historia me gustan.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  18. Definitivamente debo estar en modo vaso medio vacio, porque leí "Todo NO va bien" en lugar de "Todo NOS va bien"...

    En principio el planteamiento me parece muy manido, ya sabes, pero a partir de ahí supongo que lo que importa es lo que nos cuentan y cómo. Tú lo recomiendas, yo confío. Le echaré un vistazo.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  19. Lo apunto, pero me llama la atención que sea de 2006 y no haya desembarcado por aquí. No me atrapan los libros que tratan de agradar, pero si lo recomiendas, no puedo oponerme.
    Un beso grande, Agnieszka!

    ResponderEliminar