“No book worth its salt is meant to put you to sleep, it's meant to make you jump out of your bed in your underwear and run and beat the author's brains out.” ― Bohumil Hrabal

jueves, 26 de febrero de 2015

Lost in translation - Drago Jančar


La vi esta noche


Czarne, 2014

 

            Son muchos, demasiados, los libros que nunca llegan a publicarse en España. Novelas excelentes, muy interesantes, bien escritas y que hablan de otras realidades, culturas, maneras de ver el mundo. Si os interesa saber qué libros pierden la batalla contra los Greys, Cross & Co., os invito a seguir el ciclo que inauguro con la reseña de hoy, y que he titulado Lost in translation.

            La vi esta noche viene de Eslovenia y cuenta la historia de Veronika Zarnik, la muy atractiva esposa de un acaudalado empresario esloveno. Vivaz y despreocupada, no le importaban las convenciones y siempre hacía lo que le apetecía. Su encanto personal obraba como un imán irresistible. Vivió en una época dura y difícil. Un día desapareció sin dejar huella.

            Nos encontramos cerca de Liubliana poco antes del inicio de la IIGM. Un oficial serbio del ejército yugoslavo llamado Stevo se enamora de su alumna de equitación, Veronika. Cuando la relación no se puede mantener más en secreto, lo trasladan a otro cuartel para alejarle de su amante. Pero Veronika huye tras él. Y luego desaparece. Su persona aglutina los relatos en primera persona de cinco protagonistas: Stevo, la madre de Veronika, un médico alemán, el ama de llaves del castillo que pertenecía al matrimonio Zarnik y uno de sus mozos de establo convertido en guerrillero. Conocemos a Veronika a través de sus palabras. Los cinco relatos se entrelazan y complementan aportando cada vez más detalles. No sabemos qué pasó con Veronika pero el ambiente se espesa con cada página, las piezas del puzzle empiezan a colocarse en su sitio y la angustia que siente el lector crece impidiéndole dejar el libro. En el fondo se oyen los ecos de la cruel guerra que también afecta a los Zarnik.
 

 
 
            Los cinco relatos que nos hablan de la vida y desaparición de Veronika presentan cinco perspectivas diferentes, que juntas componen una narración conmovedora y trágica. Los protagonistas revelan  sus propios miedos y hablan sobre todo de sus guerras internas, aunque, por mucho que lo intenten, les resulta imposible alejarse del conflicto que se desarrolla en los frentes de todo el mundo. En cada relato la guerra nos muestra una cara distinta, pero siempre tiene efectos devastadores, destroza vidas, mutila las mentes. Llena de absurdos y medias verdades, obliga a la gente a actuar en contra de sus principios y hace que algunas decisiones, en otras épocas totalmente inocuas, tengan consecuencias dramáticas.

            El autor no evalúa las actuaciones de sus personajes delegando esta tarea en el lector. Jančar no moraliza, no indica el único camino apropiado a seguir, sino plantea preguntas incómodas y nos hace reflexionar sobre los remordimientos y el arrepentimiento, sobre el precio que pagamos por nuestros actos, desidia e inercia.

La vi esta noche es una bella y triste historia sobre un gran amor y una terrible guerra, pero no es una novela de amor en los tiempos de guerra. Más bien trata sobre el sinsentido de los conflictos bélicos que incluso a los vencedores convierten en víctimas .

Vivimos en los tiempos cuando se respeta únicamente a las personas que, muertas o vivas, estaban listas para luchar, incluso para sacrificarse por las ideas comunes. Así piensan los vencedores y los vencidos. Nadie aprecia a los que solo querían vivir, a los que amaban a los demás, a la naturaleza, los animales, el mundo, y se sentían bien así. En nuestros tiempos esto no basta. Yo, a pesar de pertenecer a  los que lucharon aunque perdieran, también solo quería vivir. Esta actitud tiene sentido. Durante la guerra me lo enseñó aquella mujer- interesada en todo, alegre, abierta al mundo y un poco melancólica- que conocí en aquel lejano país cercano. Veronika. Solo quería vivir en paz consigo misma y con los demás.


La novela de Drago Jančar está increíblemente bien escrita. El autor hilvana la historia con precisión milimétrica atribuyendo a cada narrador un registro y estilo distinto de los demás. La aparente banalidad del tema contrastada con el resultado final es una prueba irrefutable del gran talento del escritor esloveno.

La vi esta noche se apoderó de mis pensamientos durante días. Me absorbió por completo y me fascinó. Y me conmovió. Inolvidable.



 


           

 

 

10 comentarios:

  1. No he leído la novela pero si vi la peli aunque no recuerdo mucho de ella.

    ResponderEliminar
  2. Suena muy bien, es verdad que es una pena todo lo que se pierde. Como decía Quevedo: Poderoso caballero es don Dinero; y hoy en día prima la cantidad más que la calidad. Saludos

    ResponderEliminar
  3. La verdad es que no me suena de nada, y que recuerde, no he leído ningún autor esloveno. Habrá que ponerse al día. Un beso.

    ResponderEliminar
  4. Pues una pena que no se haya traducido porque tiene muy buena pinta, creo que me gustaría
    Besos

    ResponderEliminar
  5. no lo conocía, espero que lo traduzcan algún día.

    ResponderEliminar
  6. ¿La traducción del fragmento que aparece es tuya? Lo cierto es que es una suerte ser capaz de leer en el idioma en el que se escribe un libro, pero por desgracia no es posible saber todos los idiomas. A veces creo que no nos damos cuenta de lo importante que es la figura del traductor (mi vocación frustrada, por cierto :).

    Un beso

    ResponderEliminar
  7. Jo, como si no tuviéramos poco con lo que se publica.... El libro de Drago Jančar me ha dado un pálpito, tiene una pinta estupenda, buscaré por si hay algo traducido.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  8. Me encanta.... Menos mal que tiene versión en francés, en polaco puedo tardar unos 20 años en terminarla y el esloveno es un idioma traicionero para mí jajajja. Me la llevo, la busco y sí, estoy planeando una sección que hable de los maravillosos libros que nunca llegan a España, es una lástima. Me voy a buscar este. Ciao

    ResponderEliminar
  9. ¡Qué lástima! Apunto al autor por si alguna vez se publica en castellano, si lo estuviera iría corriendo a comprarla.

    Un abrazo!!

    ResponderEliminar
  10. ¡ayyyyy, este no voy a poder leerlo porque no domino los idiomas en que está disponible!
    una pena para mí.
    Un beso,
    Ale.

    ResponderEliminar